Los mejores generales de la segunda guerra mundial.

Los mejores generales de la segunda guerra mundial.

Los mejores generales de la segunda guerra mundial.

Publicada el 23.02.2018 a las 18:23h.

Etiquetas: generales, guerra, los, mejores, segunda

Erwin Rommel (Alemania)

1

Erwin Rommel (Alemania)

Fue un militar y uno de los más famosos mariscales de campo alemanes durante la Segunda Guerra Mundial. Recibió el apodo de Zorro del Desierto (Wüstenfuchs) a raíz de su habilidad como comandante del Afrika Korps durante la campaña del norte de África entre 1941 y 1943. Posteriormente recibió el... Ver mas
Fue un militar y uno de los más famosos mariscales de campo alemanes durante la Segunda Guerra Mundial. Recibió el apodo de Zorro del Desierto (Wüstenfuchs) a raíz de su habilidad como comandante del Afrika Korps durante la campaña del norte de África entre 1941 y 1943. Posteriormente recibió el mando de las unidades alemanas estacionadas en Francia para contener la previsible invasión aliada, que acabó materializándose en Normandía.

Rommel es recordado frecuentemente no solo por sus señaladas proezas militares, sino por su caballerosidad con sus adversarios (fue uno de los mandos alemanes que se negó a obedecer la Kommandobefehl). Tras el atentado del 20 de julio de 1944 contra Adolf Hitler, fue acusado de haber participado en el mismo y obligado a suicidarse para evitar represalias contra su familia y su personal cercano.
Ha recibido 178 puntos

Vótalo:

Georgi Zhukov (Unión Soviética )

2

Georgi Zhukov (Unión Soviética )

El mariscal que nunca fue derrotado ya era Héroe de la Unión Soviética antes de la guerra: derrotó a Japón en la frontera entre la títere Mongolia y Manchuria en agosto de 1939, provocando que los nipones se expandiesen hacia el sur y olvidasen a Rusia. Después, Stalin le situó en los frentes... Ver mas
El mariscal que nunca fue derrotado ya era Héroe de la Unión Soviética antes de la guerra: derrotó a Japón en la frontera entre la títere Mongolia y Manchuria en agosto de 1939, provocando que los nipones se expandiesen hacia el sur y olvidasen a Rusia. Después, Stalin le situó en los frentes más difíciles, donde siempre logró la victoria: defendió Moscú en 1941, envolvió al VI Ejército alemán en Stalingrado, organizó la defensa de Kursk en 1943, liberó Ucrania y Rumanía en 1944 y compitió con Ivan Koniev en la toma de Berlín. Sus tropas fueron las primeras en entrar en el Reichstag.
Ha recibido 142 puntos

Vótalo:

Erich Von Manstein (Alemania)

3

Erich Von Manstein (Alemania)

Considerado por muchos el mejor mando de la IIGM, fue el artífice de la invasión de Francia, conquista que resolvió en un mes lo que cuatro años de guerra no lograron en 1914. Tras el derrumbe de Stalingrado en 1943, fue encargado de estabilizar el frente. En julio de ese año, Hitler le encargó... Ver mas
Considerado por muchos el mejor mando de la IIGM, fue el artífice de la invasión de Francia, conquista que resolvió en un mes lo que cuatro años de guerra no lograron en 1914. Tras el derrumbe de Stalingrado en 1943, fue encargado de estabilizar el frente. En julio de ese año, Hitler le encargó a él y a Model la última gran ofensiva de Kursk: pese a las bajas rusas, la 'operación Ciudadela' no logró romper el frente. Su última gran operación antes de ser destituido fue en febrero de 1944: desobedeció a Hitler y ordenó la ruptura de la bolsa de Korsun, salvando a decenas de miles de soldados.
Ha recibido 123 puntos

Vótalo:

George Patton (Estados Unidos)

4

George Patton (Estados Unidos)

«Que Dios tenga piedad de mis enemigos, porque yo no la tendré». Lenguaraz, cáustico, polémico. El hombre que casi afronta un consejo de guerra por abofetear a un soldado en un hospital. Su rivalidad con Montgomery data de 1943, cuando ambos aprisionaron al Afrika Korps en el Norte de África... Ver mas
«Que Dios tenga piedad de mis enemigos, porque yo no la tendré». Lenguaraz, cáustico, polémico. El hombre que casi afronta un consejo de guerra por abofetear a un soldado en un hospital. Su rivalidad con Montgomery data de 1943, cuando ambos aprisionaron al Afrika Korps en el Norte de África. Firme defensor de los carros, también le ganaría la 'carrera' en Sicilia y Francia, donde alcanzaría la frontera alemana en menos de un mes (la falta de combustible y los aliados le pararon en su persecución). Ferviente anticomunista, no vivió la Guerra Fría. Murió en accidente de coche en 1945.
Ha recibido 121 puntos

Vótalo:

Heinz Guderian (Alemania)

5

Heinz Guderian (Alemania)

El autor de 'Achtung Panzer!' ideó la Blitzkrieg ('guerra relámpago'): «Golpeas con el puño cerrado, no con los dedos extendidos». La táctica consiste en abrir una profunda brecha en el frente con carros blindados apoyados por infantería motorizada o mecanizada, brecha que es apuntalada por más... Ver mas
El autor de 'Achtung Panzer!' ideó la Blitzkrieg ('guerra relámpago'): «Golpeas con el puño cerrado, no con los dedos extendidos». La táctica consiste en abrir una profunda brecha en el frente con carros blindados apoyados por infantería motorizada o mecanizada, brecha que es apuntalada por más refuerzos mientras se rodea al enemigo, embolsándolo para evitar su retirada o contraataque. Su éxito fue tal que evitó una nueva guerra de trincheras en Francia. Al no lograr la misma eficacia en Rusia en 1941, fue destituido. Volvió en 1943, pero fue relevado por defender una retirada ordenada.
Ha recibido 115 puntos

Vótalo:

Douglas McArthur (Estados Unidos)

6

Douglas McArthur (Estados Unidos)

El jefe del Ejército estadounidense en las Filipinas prometió regresar allí tras ser expulsado por los japoneses. Nombrado después comandante supremo de las fuerzas aliadas en el teatro del Pacífico, inició una dura contraofensiva anfibia con la que reconquistó Nueva Guinea y otras islas clave... Ver mas
El jefe del Ejército estadounidense en las Filipinas prometió regresar allí tras ser expulsado por los japoneses. Nombrado después comandante supremo de las fuerzas aliadas en el teatro del Pacífico, inició una dura contraofensiva anfibia con la que reconquistó Nueva Guinea y otras islas clave antes de volver a Batán en 1944. MacArthur fue responsable de la transición japonesa tras la guerra, aunque en 1950 fue elegido para liderar la coalición internacional que intervino en la Guerra de Corea.
Ha recibido 105 puntos

Vótalo:

Dwight Eisenhower (Estados Unidos)

7

Dwight Eisenhower (Estados Unidos)

«I like Ike». Ese fue el lema de campaña del 34º presidente de EEUU (1953-1961). Jefe supremo de las fuerzas estadounidenses en Europa desde 1942, un año después fue ascendido a general de cinco estrellas para hacerse cargo de todas las tropas aliadas. Su gran éxito, además de gestar la... Ver mas
«I like Ike». Ese fue el lema de campaña del 34º presidente de EEUU (1953-1961). Jefe supremo de las fuerzas estadounidenses en Europa desde 1942, un año después fue ascendido a general de cinco estrellas para hacerse cargo de todas las tropas aliadas. Su gran éxito, además de gestar la operación 'Overlord' (Normandía) y el avance hasta Alemania, fue cohesionar a los Aliados, misión difícil con Patton y Montgomery, entre otros, al mando. «El pesimismo nunca ganó ninguna batalla», dijo una vez el que sería primer comandante de la OTAN.
Ha recibido 105 puntos

Vótalo:

Isoroku Yamamoto (Japon)

8

Isoroku Yamamoto (Japon)

El gran almirante japonés, responsable del ataque a Pearl Harbor, había sido estudiante de la Universidad de Harvard y agregado naval en Estados Unidos durante los años 20. Veterano de la guerra ruso-japonesa de 1905, pensó que era posible lograr la victoria en una batalla decisiva. Sin embargo... Ver mas
El gran almirante japonés, responsable del ataque a Pearl Harbor, había sido estudiante de la Universidad de Harvard y agregado naval en Estados Unidos durante los años 20. Veterano de la guerra ruso-japonesa de 1905, pensó que era posible lograr la victoria en una batalla decisiva. Sin embargo, los daños provocados en el ataque sorpresa no fueron tan importantes como en Midway, donde perdió cuatro portaviones imposibles de sustituir, comenzando así el declive japonés. Su avión fue interceptado en 1943 cuando iba a visitar a sus tropas en las islas Salomón.
Ha recibido 97 puntos

Vótalo:

Bernard Law Montgomery (Inglaterra)

9

Bernard Law Montgomery (Inglaterra)

Uno de los personajes más controvertidos de la guerra. Orgulloso y ególatra, Montgomery también era cautela, liderazgo y perseverancia. Tras la retirada de Dunkerque, fue elegido comandante de las Ratas del Desierto para enfrentarse en El Alamein (1942) al Afrika Korps de Rommel, a quien venció... Ver mas
Uno de los personajes más controvertidos de la guerra. Orgulloso y ególatra, Montgomery también era cautela, liderazgo y perseverancia. Tras la retirada de Dunkerque, fue elegido comandante de las Ratas del Desierto para enfrentarse en El Alamein (1942) al Afrika Korps de Rommel, a quien venció sin afrontar grandes riesgos gracias a su superioridad en medios y suministros. Tras participar en la ofensiva de Italia, fue ascendido a mariscal de campo en la campaña de Francia (1944), donde su personalidad rozó con Eisenhower y donde planeó el mayor fracaso aliado de la guerra: Market Garden.
Ha recibido 94 puntos

Vótalo:

Gerd von Rundstedt (Alemania)

10

Gerd von Rundstedt (Alemania)

Aristócrata prusiano, Rundstedt era totalmente ajeno al nazismo, lo que supuso numerosos desencuentros con Hitler, a quien contestaba sus decisiones por venir de un simple 'cabo' de la IGM. Fue clave en la invasión de Francia al dirigir el grupo acorazado que penetró por Las Ardenas, y cuatro... Ver mas
Aristócrata prusiano, Rundstedt era totalmente ajeno al nazismo, lo que supuso numerosos desencuentros con Hitler, a quien contestaba sus decisiones por venir de un simple 'cabo' de la IGM. Fue clave en la invasión de Francia al dirigir el grupo acorazado que penetró por Las Ardenas, y cuatro años después fue responsable de su defensa. Orquestó una defensa estática fuera de la playa, lo que supuso la derrota en ese frente. Por designios del destino, dirigió en 1944 la contraofensiva de Las Ardenas , aunque no logró la victoria. Fue relevado del mando por insistir a Hitler que firmase la paz.
Ha recibido 92 puntos

Vótalo:

Fedor von Bock (Alemania)

11

Fedor von Bock (Alemania)

Se le encomendó su misión más famosa: la Operación Barbarroja, la conquista de Moscú y la derrota de la Unión Soviética. En 1941, Von Bock invadió la Polonia soviética, violando el pacto de no agresión entre Alemania y la URSS. Para diciembre, toda Polonia había sido sometida, junto a la zona... Ver mas
Se le encomendó su misión más famosa: la Operación Barbarroja, la conquista de Moscú y la derrota de la Unión Soviética. En 1941, Von Bock invadió la Polonia soviética, violando el pacto de no agresión entre Alemania y la URSS. Para diciembre, toda Polonia había sido sometida, junto a la zona occidental de la República Socialista Soviética de Ucrania, Bielorrusia y la mayor parte del oeste de Rusia.

Sin embargo, Von Bock tuvo la mala suerte de verse atrapado en el horrible invierno ruso, cuando algunos de sus hombres estaban apenas a 30 km de Moscú. Las temperaturas descendieron hasta una media de -30º C, pero sus hombres no contaban con prendas árticas, pues se había planificado que se alcanzasen los objetivos en la orilla del Volga antes de la llegada del frío. Los motores de los tanques comenzaron a fallar frecuentemente, y las armas se encasquillaban con facilidad. Pese a todo, Hitler ordenó a Von Bock mantenerse en sus posiciones. Las fuerzas rusas, comandadas por el mariscal Gueorgui Zhúkov, iniciaron una rápida contraofensiva, haciendo que los alemanes se retiraran hasta a 150 km de Moscú. Las bajas alemanas y rusas se contaron por miles, y Moscú no volvería a ser amenazada durante el resto de la guerra. Discutió larga y amargamente con Hitler, que le culpaba de no haber podido tomar Moscú, por lo que perdió el mando del Grupo de Ejércitos Centro el 12 de diciembre de 1941.

El 18 de enero de 1942, tras la súbita muerte de Walther von Reichenau, Von Bock se hizo cargo del Grupo de Ejércitos Sur, pero nuevas y violentas discusiones con Hitler (Von Bock le criticó haber dividido su ejército entre Stalingrado y el Cáucaso) le llevaron a presentar su dimisión como comandante del Grupo de Ejércitos Sur el 15 de julio de 1942, tras lo cual se retiró de la vida militar, yéndose a vivir a Baviera.
Ha recibido 79 puntos

Vótalo:

Carl Gustaf Emil Mannerheim (Finlandia)

12

Carl Gustaf Emil Mannerheim (Finlandia)

Como comandante militar, Mannerheim fue generalmente afortunado. Bajo su liderazgo las Fuerzas de Defensa de Finlandia libraron una exitosa guerra que al final salvó a su país de la ocupación soviética. Mannerheim tuvo mucho cuidado de no malgastar la vida de sus soldados, así como tampoco... Ver mas
Como comandante militar, Mannerheim fue generalmente afortunado. Bajo su liderazgo las Fuerzas de Defensa de Finlandia libraron una exitosa guerra que al final salvó a su país de la ocupación soviética. Mannerheim tuvo mucho cuidado de no malgastar la vida de sus soldados, así como tampoco corrió riesgos innecesarios. Quizás su mayor defecto fue su rechazo a delegar tareas: aunque poseía un gran número de subordinados muy capaces (el principal de ellos, el teniente general Aksel Airo), Mannerheim insistía en que todos los jefes de servicio de los cuarteles generales finlandesas debían informarle directamente, dejando así poco que hacer a Erik Heinrichs, general de infantería y jefe del Estado Mayor. De hecho, Mannerheim llegó a decir que no deseaba ser "prisionero de un sólo hombre". Mannerheim se abrumó con el trabajo, y en consecuencia la coordinación entre los diversos departamentos en los cuarteles generales se vio afectada negativamente, algo que pudo influir en que la ofensiva soviética en el istmo de Karelia en junio de 1944 cogiese desprevenidos a los finlandeses. No existía otra autoridad salvo Mannerheim que recabara toda la información y la volcase en órdenes operacionales.
Ha recibido 73 puntos

Vótalo:

Petre Dumitrescu (Rumania)

13

Petre Dumitrescu (Rumania)

El 25 de marzo de 1941, Petre Dumitrescu fue nombrado comandante en jefe del 3.º Ejército, cargo que mantendría a lo largo de toda la duración de la guerra, que estaba a punto de iniciarse para Rumania, que ya se había convertido en una aliada del Tercer Reich. En el marco de la Operación... Ver mas
El 25 de marzo de 1941, Petre Dumitrescu fue nombrado comandante en jefe del 3.º Ejército, cargo que mantendría a lo largo de toda la duración de la guerra, que estaba a punto de iniciarse para Rumania, que ya se había convertido en una aliada del Tercer Reich.

En el marco de la Operación Barbarroja, la invasión de la Unión Soviética por la Wehrmacht, el 5 de julio de 1941 las tropas de Dumitrescu atacaron en la Bucovina del norte, tomando Chernivtsi y reclamando el territorio, que había sido ocupado por las tropas soviéticas desde el 28 de junio de 1940 tras las presiones a que la Unión Soviética había ejercido sobre Rumania.

Tras estos primeros combates, el 3.º Ejército atravesó el río Prut para recuperar la Besarabia, que había sido igualmente cedida a la Unión Soviética en 1940. El 11.º Ejército alemán, del Grupo de Ejércitos Sur, cubría el flanco derecho de Dumitrescu mientras que éste avanzaba hacia el Dniéster. En aquel punto su ejército y el 11.º Ejército alemán intercambiaron sus posiciones, con los alemanes prosiguiendo el avance desde el Dniéster hacia el río Bug Meridional, y Dumitrescu permaneciendo en el recién recuperado territorio rumano. En septiembre de aquel mismo año, el 3.º Ejército de Dumitrescu rechazó una tentativa del Ejército Rojo de cruzar el Dniéster en el este, en la retaguardia del 11.º Ejército alemán.

Tras que Adolf Hitler convenciese a Ion Antonescu para proseguir la lucha más allá de las antiguas fronteras de Rumania en 1940, Dumitrescu condujo al 3.º Ejército hacia el este hasta alcanzar Crimea, tomando parte en la batalla del Mar de Azov. Hacia el 10 de octubre, el 3.º Ejército rumano había avanzado 1.700 kilómetros desde Rumania y había participado en cuatro batallas de importancia y en 42 enfrentamientos menores. El 3.º Ejército de Dumitrescu ya había hecho 15.565 prisioneros de guerra, tomando al Ejército Rojo 149 carros de combate, 128 piezas de artillería y más de 700 ametralladoras, sufriendo por su parte 10.541 bajas: 2.555 muertos, 6.201 heridos y 1.785 desaparecidos.

Como recompensa por su actuación en esta campaña, se le concedió a Dumitrescu la Cruz de Caballero de la Cruz de Hierro, siendo el segundo militar rumano en recibir el premio tras el propio Ion Antonescu. Más tarde se le premiaría con las Hojas de Roble para su Cruz de Caballero. En octubre fue premiado con la Orden de Miguel el Valiente, la más alta condecoración militar rumana.

El 18 de julio de 1942 fue nuevamente ascendido, pasando a ser el segundo en la jerarquía militar rumana tras el mariscal Antonescu. Poco después de su ascenso, Dumitrescu avanzó hacia la península de Taman entre el mar de Azov y el mar Negro, creando así un vital puente de enlace entre las fuerzas del Eje en Europa y aquellas unidades de la Wehrmacht que habían penetrado más profundamente en el interior de la Unión Soviética.
Ha recibido 55 puntos

Vótalo:

Hugh Dowding (Inglaterra)

14

Hugh Dowding (Inglaterra)

El mariscal en jefe del Aire Hugh Dowding y el vicemariscal Keith Park fueron responsables de la victoria de la Royal Air Force (RAF) durante la Batalla de Inglaterra. En vez de malgastar sus aviones en incursiones sobre Francia, decidieron apostar por el radar para cazar a los bombarderos... Ver mas
El mariscal en jefe del Aire Hugh Dowding y el vicemariscal Keith Park fueron responsables de la victoria de la Royal Air Force (RAF) durante la Batalla de Inglaterra. En vez de malgastar sus aviones en incursiones sobre Francia, decidieron apostar por el radar para cazar a los bombarderos enemigos en las propias islas. Una decisión acertada, porque así sus Hurricane y Spitfire tenían más margen de maniobra mientras los Messerschmitt operaban al límite de su radio de acción.
Ha recibido 50 puntos

Vótalo:

Albert Kesselring (Alemania)

15

Albert Kesselring (Alemania)

Durante la Segunda Guerra Mundial, comandó las fuerzas aéreas en las campañas de Polonia y Francia, en la Batalla de Inglaterra y en la Operación Barbarroja. Como Comandante en Jefe de todas las fuerzas en el Sur de Europa, siendo muy representativas sus intervenciones en el teatro de... Ver mas
Durante la Segunda Guerra Mundial, comandó las fuerzas aéreas en las campañas de Polonia y Francia, en la Batalla de Inglaterra y en la Operación Barbarroja. Como Comandante en Jefe de todas las fuerzas en el Sur de Europa, siendo muy representativas sus intervenciones en el teatro de operaciones del Mediterráneo y Norte de África. Kesselring se ganó el respeto de sus contrincantes en el bando aliado por sus logros militares, aunque al final de la guerra su curriculum quedó ensombrecido por algunas masacres cometidas por tropas bajo su mando en Italia.
Ha recibido 48 puntos

Vótalo:

Semyon Timosenko (Union Sovietica)

16

Semyon Timosenko (Union Sovietica)

Cuando los alemanes invadieron la Unión Soviética en junio de 1941, Stalin asumió personalmente la Comisaría para la Defensa, envió a Timoshenko a dirigir el Grupo de Ejércitos Centro, que sostenía la defensa del frente alrededor de Smolensk. Sufrió grandes bajas durante la retirada, con el fin... Ver mas
Cuando los alemanes invadieron la Unión Soviética en junio de 1941, Stalin asumió personalmente la Comisaría para la Defensa, envió a Timoshenko a dirigir el Grupo de Ejércitos Centro, que sostenía la defensa del frente alrededor de Smolensk. Sufrió grandes bajas durante la retirada, con el fin de retrasar el ataque alemán a Moscú, lo que permitió mejorar las defensas de la capital.1​ En diciembre fue transferido al frente ucraniano, donde el Ejército había sufrido millón y medio de bajas en la bolsa de Kiev. Aquí pudo estabilizar el frente.

En mayo de 1942, Timoshenko en compañía de 640 000 hombres lanzó la contraofensiva en Járkov, el primer intento soviético para ganar la iniciativa de la guerra. Después de algunos logros iniciales, los alemanes contraatacaron por su flanco sur y detuvieron la ofensiva. A pesar de que sus logros retrasaron la intervención alemana sobre Stalingrado, tuvo que aceptar las responsabilidades políticas que se le achacaron. La exitosa defensa de Zhúkov en Moscú persuadió a Stalin de contar con un mejor general. Retirado del mando principal, Timoshenko tuvo que encargarse de los frentes de Stalingrado (1942), nororiental (octubre de 1942), Leningrado (junio de 1943), Cáucaso (junio de 1944) y Báltico (agosto de 1944).
Ha recibido 41 puntos

Vótalo:

Iwane Matsui (Japon)

17

Iwane Matsui (Japon)

l 23 de agosto, el general Matsui y su fuerza llegaron al campo de batalla de Shanghai, donde recibió al 10º ejército como refuerzo. El 7 de noviembre, Matsui recibió el mando de todas las fuerzas japonesas en el área de Shanghai, que fueron llamadas Ejército de China Central. Después de ganar... Ver mas
l 23 de agosto, el general Matsui y su fuerza llegaron al campo de batalla de Shanghai, donde recibió al 10º ejército como refuerzo. El 7 de noviembre, Matsui recibió el mando de todas las fuerzas japonesas en el área de Shanghai, que fueron llamadas Ejército de China Central. Después de ganar la batalla de Shangai, Matsui solicitó permiso para avanzar contra Nankín. El 1 de diciembre recibió una respuesta positiva, y aunque el mando de la Fuerza Expedicionaria fue pasado al Príncipe Asaka Yasuhiko, Matsui continuó siendo el Comandante en Jefe en China Central. Al compartir el mando de la Fuerza Expedicionaria con un pariente del Emperador, quedarían dudas acerca de la completa responsabilidad de Matsui en la matanza de Nankín.

El 10 de diciembre empezó la batalla de Nankín, que terminó tres días después. La matanza y violación de civiles chinos se iniciaría inmediatamente, pero se detuvo temporalmente el 17 de diciembre, cuando el General Matsui y el Príncipe Asaka entraron marchando a Nankín.

Aunque Matsui no estuvo presente en Nankín durante las matanzas, al caer enfermo, anotó en su diario que las violaciones y los saqueos estaban dañando la reputación del Ejército Imperial Japonés, comprobándose su conocimiento de la matanza en desarrollo. Además, en un discurso pronunciado durante el servicio fúnebre de varios oficiales caídos en combate el 7 de febrero de 1938, mencionó que algunos hechos abominables ocurridos en los últimos cincuenta días no debían repetirse.
Ha recibido 37 puntos

Vótalo:

Alesandros Papagos (Grecia)

18

Alesandros Papagos (Grecia)

A lo largo de los años escaló varios puestos hasta llegar a comandante en jefe, y comandó las fuerzas griegas contra la invasión italiana de octubre de 1940.2​ Repelió el primer avance italiano y obligó al Ejército italiano a replegarse a Albania. Metaxas, a diferencia del rey, desconfiaba de la... Ver mas
A lo largo de los años escaló varios puestos hasta llegar a comandante en jefe, y comandó las fuerzas griegas contra la invasión italiana de octubre de 1940.2​ Repelió el primer avance italiano y obligó al Ejército italiano a replegarse a Albania. Metaxas, a diferencia del rey, desconfiaba de la capacidad de Papagos y lo mantuvo en la capital gran parte de la campaña, que hubo de dirigir desde Atenas.2​ Metaxas influyó en las decisiones militares hasta su muerte en enero de 1941.2​ A pesar de que un segundo ataque también fue rechazado, Alemania entró en la guerra a comienzos de abril, y los griegos fueron derrotados y obligados a capitular.

Papagos fue arrestado y enviado a un campo de concentración en 1943, siendo devuelto al país en 1945.
Ha recibido 36 puntos

Vótalo:

Tadamichi Kuribayashi (Japon)

19

Tadamichi Kuribayashi (Japon)

El alto mando japonés decide relevar al comandante a cargo de las defensas de la isla y decide colocar a Tadamichi Kuribayashi para que verifique sobre el terreno las defensas y planifique además la forma de que esta isla tenga un alto costo en vidas para el enemigo que pretenda conquistarla... Ver mas
El alto mando japonés decide relevar al comandante a cargo de las defensas de la isla y decide colocar a Tadamichi Kuribayashi para que verifique sobre el terreno las defensas y planifique además la forma de que esta isla tenga un alto costo en vidas para el enemigo que pretenda conquistarla.

Bajo las órdenes del General Kuribayashi, se procedió a la evacuación de los 1.000 civiles que habitaban Iwo Jima, dedicados al refinado de azufre, y se reforzó la guarnición con 21.000 soldados, equipados básicamente con fusiles, granadas de mano, ametralladoras, artillería de medio y corto alcance, especialmente morteros, así como unos limitados tanques ligeros. El suministro de municiones, proyectiles, víveres y agua fue muy insuficiente; el agua era de mala calidad (turbia, pues la isla no disponía de agua corriente ni de lagos, ríos...,). Días antes de terminar la batalla no quedaba agua, ni munición de cañón, mortero o ametralladora. En esta situación, los soldados sólo pudieron resistir con fusiles, pistolas y, como mucho, granadas de mano.

Tadamichi Kuribayashi introduce un sustancial cambio en los emplazamientos defensivos de la isla. Las trincheras en las playas de Iwo Jima fueron suprimidas, creo una red de fuego cruzado evitando ángulos muertos para de este modo causar la mayor cantidad de bajas posibles al enemigo y obligó a crear una densa red de túneles en el Monte Suribachi, búnkeres enterrados, trampas y fortificaciones en el norte de la isla. Además, hizo ver a sus subordinados que ninguno volvería con vida a territorio patrio y prohibió los ataques suicidas para impedir el derroche innecesario de soldados en batalla campal.

La defensa de la isla fue prácticamente hasta el último soldado imperial y Kuribayashi hizo que cada vida inmolada fuera muy cara para el enemigo. Los resultados de su gestión costaron a los Estados Unidos casi 7.000 bajas y 19.000 heridos contra 20.000 bajas japonesas, 1.020 desaparecidos y 1.000 prisioneros.

Kuribayashi murió durante la batalla en un combate nocturno contra el campamento de marines; pero su cuerpo nunca fue encontrado. La tenaz defensa de la isla por parte de los japoneses de Kuribayashi con el alto coste de vidas americanos fue uno de los criterios que utilizó el presidente Harry Truman para decidirse a aprobar el lanzamiento de las bombas atómicas sobre Japón.
Ha recibido 35 puntos

Vótalo:

Rodolfo Graziani (Italia)

20

Rodolfo Graziani (Italia)

A finales de junio fue nombrado gobernador de la Libia italiana, en sustitución del fallecido Italo Balbo, cuyo avión había sido derribado por fuego amigo. A su llegada a la colonia, Graziani quedó horrorizado con la situación que se encontró: el 10.º Ejército italiano, que tenía la misión de... Ver mas
A finales de junio fue nombrado gobernador de la Libia italiana, en sustitución del fallecido Italo Balbo, cuyo avión había sido derribado por fuego amigo. A su llegada a la colonia, Graziani quedó horrorizado con la situación que se encontró: el 10.º Ejército italiano, que tenía la misión de invadir Egipto, disponía de una gran superioridad numérica frente a los británicos, pero no estaba bien equipado y tampoco estaba lo suficientemente mecanizado como para emprender una guerra por el desierto.Su antecesor en el cargo, Balbo, ya había mostrado sus dudas de poder invadir Egipto, y Graziani retrasó la invasión durante varios meses ya que argumentaba que sus fuerzas no estaban bien equipadas. Un ataque aéreo de la Royal Air Force contra su cuartel general le hizo aún más reticente de emprender una ofensiva.​ Sin embargo, las constantes presiones de Mussolini le obligaron a actuar: el 9 de septiembre las fuerzas italianas cruzaron la frontera egipcia y durante los siguientes días avanzaron unos cien kilómetros, pero se detuvieron a la altura de Sidi Barrani por problemas de suministros. Graziani rechazó seguir internándose en Egipto, prefiriendo establecer una línea defensiva y esperar la llegada de refuerzos. Esta decisión dejó a las tropas del África Oriental Italiana en una situación muy comprometida.​ La espera fue aprovechada por los ingleses, que enviaron refuerzos a Egipto y empezaron a preparar un contraataque. La Operación Compass comenzó el 7 de diciembre de 1940 y en pocos días destruyó el eje defensivo italiano, haciendo muchos prisioneros. A partir de entonces, comenzó una retirada italiana a lo largo de cientos de kilómetros, tras la cual fueron cayendo las plazas fuertes italianas una tras otra: Bardia, Fuerte Capuzzo, Tobruk, Bengasi, etc. El desastre se completó cuando el 7 de febrero de 1941 la 7.ª División acorazada británica alcanzó la posición de Beda Fomm, con lo cual completó el cerco de las fuerzas italianas. El 10.º Ejército había sido prácticamente destruido y los italianos habían perdido el control de Cirenaica, además de perder 100.000 hombres y un gran número de tanques, artillería y armamento ligero.
Ha recibido 34 puntos

Vótalo:

Comentarios
¡¡Comenta!!

Buscador