Versión impresa

Las reinas más importantes de la historia

Las reinas más importantes de la historia

  • Lista creada por Favorito.
  • Publicada el 05.04.2011 a las 14:22h.
  • Clasificada en la categoría Cultura.
  • La lista SI admite nuevos comentarios.
  • La lista SI admite que sus elementos sean votados.
  • La lista NO admite que otros usuarios añadan nuevos elementos.

Etiquetada como:

Avatar de Favorito

Último acceso 24.11.2016

Perfil de Favorito

  • Las estadísticas del usuario se mostrarán en los próximos días.

Ver el perfil de Favorito

Acciones de la lista

Estas son algunas de las reinas que se considera las mas importantes de la historia.

Las fotografias son obra de Alexia Sinclair, una reconocida fotógrafa inglesa que reside en Australia. Sus fotografías son el summum de los programas de edición, y ejemplifican un saber hacer y saber conseguir una atmósfera de gran calidad, para potenciar siempre el discurso fotográfico

Estos son los elementos de la lista. ¡Vota a tus favoritos!

Isabel la Catolica

1. Isabel la Catolica

sabel I de Castilla, llamada la Católica (Madrigal de las Altas Torres, 22 de abril de 1451 — Medina del Campo, 26 de noviembre de 1504) fue reina de Castilla desde 1474 hasta 1504, también reina consorte de Sicilia desde 1469 y de Aragón desde 1479. Ya desde los tres años, Isabel había... Ver mas
sabel I de Castilla, llamada la Católica (Madrigal de las Altas Torres, 22 de abril de 1451 — Medina del Campo, 26 de noviembre de 1504) fue reina de Castilla desde 1474 hasta 1504, también reina consorte de Sicilia desde 1469 y de Aragón desde 1479.

Ya desde los tres años, Isabel había estado comprometida con Fernando, hijo de Juan II de Aragón.

Sin embargo, Enrique IV rompió este acuerdo, seis años más tarde, para comprometerla con Carlos, príncipe de Viana. El matrimonio no llegó a consolidarse, por la férrea oposición de Juan II de Aragón. También fueron infructuosos los intentos de Enrique IV por desposarla con el rey Alfonso V de Portugal, primo en segundo grado de Isabel y 20 años mayor que ella. En 1464, logró reunirlos en el Monasterio de Guadalupe, pero ella le rechazó, debido a la diferencia de edad entre ambos.

Más tarde, cuando contaba 16 años, Isabel fue comprometida con don Pedro Girón, Maestre de Calatrava y hermano de don Juan Pacheco. Se dice que Isabel rogó al cielo para que no llegaran a celebrarse los esponsales con este varón de 43 años. Don Pedro murió de un ataque de apendicitis, mientras realizaba el trayecto para encontrarse con su prometida.

El 18 de septiembre de 1468, Isabel fue proclamada Princesa de Asturias por medio de la Concordia de los Toros de Guisando. nrique IV convino de nuevo el enlace entre Isabel y el rey Alfonso V de Portugal, ya que en el Tratado de los Toros de Guisando se había acordado que el matrimonio de Isabel debía celebrarse con la aprobación del monarca castellano. Ante la negativa de Isabel, el rey trató de que se desposara con el duque de Guyena, hermano de Luis XI de Francia; Mientras tanto, Juan II de Aragón, trató de negociar la boda con su hijo Fernando en secreto con Isabel. Isabel y sus consejeros consideraron que era el mejor candidato para esposo, El matrimonio costó a Isabel el enfrentamiento con su hermanastro, que llegó a paralizar la bula papal de dispensa por parentesco. Por último, y tras la mediación del arzobispo de Toledo, el 1 de diciembre de 1471 el Papa Sixto IV eliminó las dudas sobre la legalidad canónica del enlace, por medio de la Bula de Simancas, que dispensaba de consanguinidad a los príncipes Isabel y Fernando.

Llegó al trono tras vencer en la Guerra de Sucesión Castellana (1475-1480), enfrentándose con los partidarios de su sobrina Juana.

Isabel se proclama Reina de Castilla el 13 de diciembre de 1474 en Segovia, tomando como base el Tratado de los Toros de Guisando

Fue una mujer de mucho carácter y con mucha decisión propia. Con sus hijos fue severa, pero buena madre, haciéndoles entender que tenían unas obligaciones por su rango de hijos de reyes, y que debían sacrificarse mucho por ese motivo.

Creyó en los proyectos de Cristóbal Colón a pesar de las muchas críticas y reacciones políticas adversas de la Corte y los científicos; una leyenda dice que financió con sus joyas el viaje que llevaría al descubrimiento de América. Realmente fue un grupo de mercaderes, los mismos que financiaron la visita de Fernando de Aragón para casarla. Durante el reinado común con Fernando se produjeron hechos de gran trascendencia para el futuro del reino, como el establecimiento de la Santa Inquisición (1480), la creación de la Santa Hermandad, la incorporación del Reino nazarí de Granada, así como la unificación religiosa de la Corona Hispánica, basada en la conversión obligada de los judíos, so pena de expulsión (Edicto de Granada, 1492) y más tarde de los musulmanes. Por último, la anexión de Navarra (1512), (ya muerta la reina) significó el origen del futuro Reino de las Españas.

Para sus campañas militares contó con el servicio de Gonzalo Fernández de Córdoba (El Gran Capitán), que intervino en la conquista de Granada (1492), en las dos primeras Guerras de Italia y en la toma de Cefalonia (1500).

Ha recibido 4976 puntos

Vótalo:

Cleopatra

2. Cleopatra

Cleopatra Filopator Nea Thea, Cleopatra VII (en griego: Κλεοπάτρα Φιλοπάτωρ), fue la última reina del Antiguo Egipto de la dinastía Ptolemaica, también llamada dinastía Lágida. Dicha dinastía fue creada por Ptolomeo I Sóter, general de Alejandro Magno, y fue también la última del llamado Periodo... Ver mas
Cleopatra Filopator Nea Thea, Cleopatra VII (en griego: Κλεοπάτρα Φιλοπάτωρ), fue la última reina del Antiguo Egipto de la dinastía Ptolemaica, también llamada dinastía Lágida. Dicha dinastía fue creada por Ptolomeo I Sóter, general de Alejandro Magno, y fue también la última del llamado Periodo helenístico de Egipto.

Cleopatra nació hacia el año 69 a. C. y murió en el año 30 a. C. Era hija de Cleopatra V Trifena y de Ptolomeo XII Auletes, de quien heredó el trono en el año 51 a. C., en torno a la edad de 18 años, junto con su hermano Ptolomeo XIII, que contaba con tan sólo doce años, y que sería además su esposo (hecho frecuente en los matrimonios regios ptolemaicos).

Ha recibido 4694 puntos

Vótalo:

María Antonieta

3. María Antonieta

María Antonia Josefa Juana de Habsburgo-Lorena (Viena, 2 de noviembre de 1755 – París, 16 de octubre de 1793), más conocida bajo el nombre de María Antonieta de Austria, princesa real de Hungría y de Bohemia, archiduquesa de Austria, reina consorte de Francia y Navarra (1774–1791) y más tarde... Ver mas
María Antonia Josefa Juana de Habsburgo-Lorena (Viena, 2 de noviembre de 1755 – París, 16 de octubre de 1793), más conocida bajo el nombre de María Antonieta de Austria, princesa real de Hungría y de Bohemia, archiduquesa de Austria, reina consorte de Francia y Navarra (1774–1791) y más tarde, de los franceses (1791 - 1792) por su matrimonio con Luis XVI.

Ha recibido 3481 puntos

Vótalo:

Isabel I de Inglaterra

4. Isabel I de Inglaterra

Isabel I, en inglés Elizabeth I, a menudo conocida como La Reina Virgen, Gloriana o La Buena Reina Bess, (Greenwich, 7 de septiembre de 1533 – Richmond, 24 de marzo de 1603) fue reina de Inglaterra e Irlanda desde el 17 de noviembre de 1558 hasta el día de su muerte. Isabel fue la quinta y... Ver mas
Isabel I, en inglés Elizabeth I, a menudo conocida como La Reina Virgen, Gloriana o La Buena Reina Bess, (Greenwich, 7 de septiembre de 1533 – Richmond, 24 de marzo de 1603) fue reina de Inglaterra e Irlanda desde el 17 de noviembre de 1558 hasta el día de su muerte. Isabel fue la quinta y última monarca de la Dinastía Tudor.

Hija de Enrique VIII, nació como princesa, pero su madre, Ana Bolena fue ejecutada cuando ella tenía tres años, con lo que Isabel fue declarada hija ilegítima. Sin embargo, tras la muerte de sus medios hermanos Eduardo VI y María I, Isabel asumió el trono.

Una de las primeras medidas que tomó fue establecer una iglesia protestante independiente de Roma, que luego evolucionaría en la actual Iglesia de Inglaterra, de la que se convirtió en la máxima autoridad.

Se esperaba que Isabel contrajera matrimonio, pero pese a varias peticiones del Parlamento, nunca lo hizo.Las razones para esta elección no se conocen, y han sido ampliamente debatidas. A medida que Isabel fue envejeciendo, su virginidad la volvió famosa, y un culto creció alrededor de ella, celebrado en retratos, desfiles y literatura de la época.

La reina se hizo cargo de un país dividido por cuestiones religiosas en la segunda mitad del siglo XVI. Durante su reinado, Inglaterra tuvo un gran esplendor cultural, con figuras como William Shakespeare y Christopher Marlowe; también han sido importantes personajes Francis Drake y John Hawkins. Mantuvo gélidas relaciones con Felipe II, con quien libró una guerra que arruinó económicamente a ambos países. Su reinado de 44 años y 127 días ha sido el cuarto más largo de la historia inglesa, por detrás de los de Victoria I, Jorge III, Isabel II y Eduardo III de Inglaterra

Ha recibido 3475 puntos

Vótalo:

Catalina la Grande

5. Catalina la Grande

Catalina II de Rusia, llamada la Grande (Ekaterina Alekseyevna, en ruso: Екатерина Великая), nacida en Szczecin (Stettin), Pomerania,[1] actualmente Polonia, el 2 de mayo de 1729 y fallecida en San Petersburgo el 17 de noviembre de 1796 según el calendario gregoriano. Reinó como emperatriz de... Ver mas
Catalina II de Rusia, llamada la Grande (Ekaterina Alekseyevna, en ruso: Екатерина Великая), nacida en Szczecin (Stettin), Pomerania,[1] actualmente Polonia, el 2 de mayo de 1729 y fallecida en San Petersburgo el 17 de noviembre de 1796 según el calendario gregoriano. Reinó como emperatriz de Rusia durante 34 años, desde el 28 de junio de 1762 hasta su muerte.

Ha recibido 3474 puntos

Vótalo:

Cristina de Suecia

6. Cristina de Suecia

Cristina de Suecia (* Estocolmo, 8 de diciembre de 1626 – † Roma, 19 de abril de 1689) fue una reina de Suecia (1632-1654) y duquesa de Bremen y princesa de Verden (1648-1654). Hija de Gustavo II Adolfo y de María Leonor de Brandeburgo. Protectora de las artes y mecenas. Abdicó del trono de... Ver mas
Cristina de Suecia (* Estocolmo, 8 de diciembre de 1626 – † Roma, 19 de abril de 1689) fue una reina de Suecia (1632-1654) y duquesa de Bremen y princesa de Verden (1648-1654). Hija de Gustavo II Adolfo y de María Leonor de Brandeburgo. Protectora de las artes y mecenas. Abdicó del trono de Suecia en 1654. Protestante de nacimiento se convirtió al catolicismo el mismo año. Murió en Roma a los 63 años.

Cumplidos los 16 años, Cristina comenzó a asistir a las reuniones del Consejo del Reino, demostrando su conocimiento de las leyes y la administración del reino sin inconvenientes.

A los 18 años cumplió su mayoría de edad y asumió el cargo de soberana, reemplazando gradualmente al canciller Oxenstierna en sus funciones. En 1645 participó activamente en el tratado de paz con Dinamarca (Tratado de Brömsebro), ventajoso para su reino.

En 1648 Suecia firmó la Paz de Westfalia, que daba fin a la Guerra de los Treinta Años, quedando el reino en una posición de supremacía en la región del Báltico. Cristina y el canciller Oxenstierna tuvieron diferencias en la forma de llevar los acuerdos, imponiendo finalmente la reina su opinión.

El 17 de octubre de 1650 se realizó la coronación de Cristina en Estocolmo. Los festejos fueron muchos y se alargaron por semanas. Según la costumbre, nombró a su primo Carlos Gustavo como su sucesor.

La soberana de Suecia había comenzado hace algunos años a desarrollar la vida cultural de su reino, la cual había quedado dañada por las luchas religiosas, incluyendo la destrucción de obras consideradas católicas. Adoptó el lema “La sabiduría es el pilar del reino” (Columna regni sapientia).

La fama de protectora de la cultura comenzó a expandirse y varios conocidos intelectuales europeos se interesaron en sus proyectos. Cristina vio la posibilidad de atraerlos a su corte mediante el mecenazgo. De esta manera había llegado a Estocolmo en 1649 el intelectual francés René Descartes, con quien Cristina mantenía correspondencia desde hacía años, y que murió por enfermedad en la misma ciudad cinco meses después. En 1652 llegó el artista Sébastien Bourdon, que trabajó como pintor de la corte por dos años, hasta la abdicación de la reina y hubo de regresar a su país.

Cristina apreciaba la pintura y no dudó en regalar al rey Felipe IV de España los dos principales tesoros de su pinacoteca, las obras de Durero, Adán y Eva, hoy en el Museo del Prado.

Durante su estancia en Roma la actividad cultural de tomó nuevos bríos con los proyectos de la reina, que comenzó a reunir a artistas, científicos e intelectuales en su residencia, dándoles una estructura básica en forma de academias, donde se podía discutir y crear. A los más destacados, la soberana les asignó un estipendio y en algunos casos una pensión.

La soberana se interesó por la arqueología, y pese a sus limitados ingresos, financió algunas excavaciones. Reunió una excelente colección de esculturas antiguas, como un grupo de Musas que luego sería adquirido por Felipe V de España. Estas Musas, actualmente en el Museo del Prado, presiden el nuevo salón oval del museo, remodelado por Rafael Moneo.

También construyó un observatorio en su palacio, contratando a dos astrónomos, y donde pasaba horas mirando el cielo.

El sistema de academias atrajo a científicos como el fisiólogo Giovanni Alfonso Borelli, perseguido por sus simpatías por las ideas de Galileo; a músicos como Bernardo Pasquini, Alessandro Scarlatti, Arcangelo Corelli y Alessandro Stradella entre los más destacados, y poetas como Carlo Alessandro Guidi y Vincenzo da Filicaja.

Es de destacar su amistad con el escultor Gian Lorenzo Bernini, a quien solía visitar en su taller y a quien había protegido cuando perdió el favor del papa Inocencio X.

También se preocupó de adornar su palacio con colecciones de pinturas, esculturas, tapices y libros para su riquísima biblioteca.

De carácter librepensador, Cristina tampoco dudó en oponerse a las persecuciones religiosas, y así lo hizo, publicando en 1686 un manifiesto donde defendía a los judíos de Roma. También criticó duramente a Luis XIV por las persecuciones a los hugonotes en 1685 y entró en conflicto con el papa Inocencio XI por la intención de éste de eliminar la inmunidad diplomática y el derecho a asilo en Roma, en 1685.

Ha recibido 2393 puntos

Vótalo:

Leonor de Aquitania

7. Leonor de Aquitania

Leonor de Aquitania (Aliénor d’Aquitaine o Éléonore de Guyenne en francés o Eleanor of Aquitaine en inglés) (Poitiers, 1122 - Fontevraud-l'Abbaye, 1 de abril de 1204). Fue duquesa de Aquitania y Guyena y condesa de Gascuña por derecho propio, así como reina consorte de Francia e Inglaterra.

Ha recibido 2392 puntos

Vótalo:

Olimpia

8. Olimpia

Olimpia (375 a. C. – 315 a. C.) fue la esposa principal del rey Filipo II de Macedonia y madre de Alejandro Magno. Era hija de Neoptólemo I de Epiro, rey de Molosia, en la región de Epiro al noroeste de la actual Grecia. No se conservan muchos escritos sobre la vida de Olimpia. Los... Ver mas
Olimpia (375 a. C. – 315 a. C.) fue la esposa principal del rey Filipo II de Macedonia y madre de Alejandro Magno. Era hija de Neoptólemo I de Epiro, rey de Molosia, en la región de Epiro al noroeste de la actual Grecia.

No se conservan muchos escritos sobre la vida de Olimpia. Los historiadores han tenido que entresacar de los pocos fragmentos que han llegado a sus manos. Pero sí hay una leyenda difundida por sus enemigos, sobre todo por el mayor de todos, que fue Casandro. Se dice que era una mujer violenta, neurótica y supersticiosa. Bajo su mandato fueron asesinados varios personajes de su época. Olimpia hizo lo que otros reyes de su momento, es decir, llevar una política de eliminación de posibles rivales.

Su nombre de soltera era Políxena, en honor de la joven llamada así, hija de Príamo y sacrificada en la tumba de Aquiles. Cambió su nombre por el de Myrtale cuando se casó con Filipo, y más tarde lo volvió a cambiar por Olimpia, en memoria de la victoria que Filipo obtuvo en este lugar y que sucedió el mismo día del nacimiento de su hijo Alejandro. Pasados los años volvió a cambiar el nombre por el de Estratonice, en honor de la victoria obtenida en defensa de su nieto Alejandro IV frente a su rival Eurídice (que era aliada de los sucesores de Casandro de Macedonia).

Ha recibido 2384 puntos

Vótalo:

Agripina

9. Agripina

Julia Vipsania Agripina (posiblemente en Oppidum Ubiorum, 15 d.C. - † 59 d.C), más conocida cómo Agripina la Menor para distinguirla de su madre, fue la hija mayor de Germánico y Agripina la Mayor, bisnieta por tanto de Marco Antonio y Octavia, la hermana de Augusto. Fue además hermana de... Ver mas
Julia Vipsania Agripina (posiblemente en Oppidum Ubiorum, 15 d.C. - † 59 d.C), más conocida cómo Agripina la Menor para distinguirla de su madre, fue la hija mayor de Germánico y Agripina la Mayor, bisnieta por tanto de Marco Antonio y Octavia, la hermana de Augusto. Fue además hermana de Calígula, mujer de Claudio y madre de Nerón.

En el año 28 d.C, con tan sólo 13 años, se casó por primera vez con el cónsul romano Ahenobarbo. Fue éste quién dijo de su futuro hijo que "de la unión de Agripina y yo sólo puede salir un monstruo." Y de la unión nació Lucio Domicio Ahenobarbo, conocido como Nerón.

En enero del año 40 d.C, a los 25 años de edad y 12 de matrimonio, Agripina enviudó por primera vez.

Cuando su hermano Calígula se convirtió en emperador, ella y sus dos hermanas empezaron a gozar de ciertos privilegios que tan sólo podía tener la familia imperial. Aun estando casada con Ahenobarbo, Agripina mantuvo relaciones sexuales con su hermano, al igual que hacían sus hermanas, y se prostituyó con miembros de la corte, como sus hermanas Drusila y Livila, que también estaban casadas.

Los privilegios de los que disfrutaba Agripina empezaron a desaparecer tras la muerte de la hermana preferida de Calígula, Drusila. Tras este acontecimiento, el emperador empezó a sufrir una enfermedad mental que provocó que Agripina perdiera el favor de su hermano.

Ambiciosa como su madre, Agripina quería continuar con esos privilegios que ahora su hermano no le ofrecía. Fue por ello por lo que su amante Getulio Léntulo, su hermana pequeña Livila y el amante de ambas y cuñado viudo Lépido se unieron a plan que pretendía recuperar esta forma de vida. Calígula descubrió el complot a tiempo y ordenó la muerte de Lépido y el exilio, previo juicio, de sus dos hermanas.

Separada de su hijo, el cual se quedó en Roma al cuidado de su tía paterna, Agripina inició su exilio con la humillación pública de transportar las cenizas de uno de sus amantes. Fue así como puso rumbo a la isla de Pontia.

El asesinato de Calígula y el nombramiento como emperador de su tío Claudio, comportó la vuelta a Roma de Agripina y su hermana. Tras reencontrarse con su hijo, Agripina se casó Cayo Salustio Pasieno Crispo, su antiguo cuñado y cónsul entre el 27 y 44 d.C. Cuando éste murió, antes del 47 d.C., se rumoreó que había sido envenenado.

Cada vez más, Agripina fue teniendo una relación más íntima con su tío, el emperador. Éste, tras descubrir que su mujer Mesalina, madre de su hijo e hija, le era infiel, decidió ejecutarla y casarse con su sobrina, a pesar de que el matrimonio de tíos y sobrinas era ilegal e incestuoso. El tema se resolvió mediante un acuerdo especial del Senado

Con 34 años (40 d.C.) se casó por tercera y última vez con su tío, el emperador Claudio. Además, aconsejó a su hijo que se casara con su nueva hermanastra, Octavia. Una vez obtenido el título de emperatriz y Augusta, la primera después de Livia, y de haber obtenido honores y privilegios extraordinarios, Agripina convenció a su marido de que adoptara como heredero a Nerón, hijo de ella, en vez de al hijo biológico de él. Y así sucedió. Una vez conseguido su propósito, se dijo que había ordenado que envenenaran a su marido con hongos, aunque no hay prueba histórica de

Cuando a los 16 años Nerón fue nombrado emperador, Agripina utilizó a su hijo, con el que se dice que mantenía relaciones sexuales, para gobernar Roma. Suetonio explica que Nerón soportaba cada vez menos a su madre, amenazándola con abdicar y exiliarse a Rodas. Ella le dio motivos, aproximándose a su preterido hijo político Británico. Tras el asesinato de éste durante un banquete, su influencia disminuyó notablemente y fue invitada a abandonar el palacio imperial.

La llegada de Popea Sabina a la corte imperial como pareja de su hijo fue el final de Agripina. Popea no tardó en darse cuenta de que su futura suegra influía sobre su hijo para satisfacer sus necesidades. Sabiendo que no era bien recibida por ella, Popea convenció a Nerón para que matara a su madre.

En primer lugar intentó envenenarla varias veces. Después ideó derribar su habitación mientras ella estuviera durmiendo dentro, pero descubrió el plan y se enfureció con su hijo. Aprovechando la mala relación existente entre él y su madre, Nerón la invitó a un barco para reconciliarse. Ella, que aceptó, no imaginaba que la intención de su hijo era hundirlo con ella dentro. De nuevo, Agripina descubrió los planes y huyó a nado. Desesperado, el emperador acusó a su madre de ser miembro de una conjuración ficticia y fue ejecutada, aunque los detalles de este crimen tan meditado no están claros.

Su muerte cumplió una profecía de unos astrólogos caldeos que, cuando Agripina les preguntó si su hijo sería rey, le dijeron "será rey, pero matará a su madre". Después de escuchar estas palabras, ella contestó "Occidat, dum imperet!" (¡Que me mate con tal de que reine!)

El asesinato de Agripina estuvo siempre presente en la mente de su hijo, el cual dijo ver su espíritu y también a las furias agitando látigos vengadores y antorchas encendidas.

Ha recibido 2373 puntos

Vótalo:

Boudica

10. Boudica

Boudica fue una reina guerrera de los icenos, que acaudilló a varias tribus britanas, incluyendo a sus vecinos los trinovantes, durante el mayor levantamiento contra la ocupación romana entre los años 60 y 61 d. C., durante el reinado del emperador Nerón. Estos hechos fueron narrados sobre todo... Ver mas
Boudica fue una reina guerrera de los icenos, que acaudilló a varias tribus britanas, incluyendo a sus vecinos los trinovantes, durante el mayor levantamiento contra la ocupación romana entre los años 60 y 61 d. C., durante el reinado del emperador Nerón. Estos hechos fueron narrados sobre todo por dos historiadores, Tácito (en sus Anales y en La vida de Julio Agrícola) y Dión Casio (en Historia romana).

Su nombre significaba ‘victoria’. También se la conoce como Budica, Buduica, Bonduca, o por el nombre latinizado de Boadicea.

Ha recibido 2372 puntos

Vótalo:

Elizabeth Báthory

11. Elizabeth Báthory

Elizabeth Báthory no fue reina, la incluyo por que esta en la serie de fotografias y por su peculiar historia. uchas veces la realidad nos supera y nos da personajes que parecen salir de una película de terror. En el cine los vampiros fueron las criaturas predilectas de los aficionados; pero... Ver mas
Elizabeth Báthory no fue reina, la incluyo por que esta en la serie de fotografias y por su peculiar historia.

uchas veces la realidad nos supera y nos da personajes que parecen salir de una película de terror. En el cine los vampiros fueron las criaturas predilectas de los aficionados; pero en la visión de una suciedad que piensa en la realidad, personajes como este tan solo son errores sociales o psicológicos. ¿Pero será real su condición de vampiresa y de asesina serial?

En una de las familias más poderosas y de mayor resonancia en los Balcanes, formadas por un cardenal, una princesa y el primer ministro de Hungría (su padre). Elizabeth Bathory nace en el año 1560 y probablemente tenía vínculos con la familia de Vlad Tepes, la cual le sirvió de vínculo para que este mismo personaje se coronara en Wallakya. Desde niña y según nos revelan algunos textos, Elizabeth Bathory sufría graves convulsiones, causadas por una enfermedad desconocida para esa época. Muchos historiadores piensan que esa enfermedad era una especie de anemia agravada por alguna enfermedad psíquica, otros en cambio le atribuyen a otros efectos como epilepsia, u otros que no podrían detallarse aun en esta época.

Elizabeth Bathory vivió una infancia trashumante debido a las continuas luchas que el imperio tenia contra tribus persas y también debido a su casamiento forzado con el Conde Ferencz Nasdasdy de Hungría a los jóvenes 15 años. Tras estos sucesos el conde adopto el apellido y por ello Elizabeth conservo su nombre y su corona. Según nos dice la historia, Elizabeth y el conde no eran la pareja feliz esperada por su padre, ya que tenían severas peleas que muchas veces caían en desgracias para sus súbitos. Se sabe que la pareja vivió en el castillo de Csejthe en Nyitra, Hungría.

Elizabeth Baothory al igual que sus antecesores pertenecían a una orden ocultista Húngara, la cual de a poco fue inducida en su arte por una de sus sirvientes llamada Dhorka quien poseía la verdadera maldad de una bruja. En el castillo se encontraron varias cartas que relacionan a esta orden con la Orden de Draco, la misma que dio origen a Vlad Tepes dentro del arte oscuro y de la sangre. Por el hecho de pasar largas horas con su sirvienta y guía Dhorka, no tardo en entrar al ocultismo y despertar un sadismo tan macabro como increíble. Las largas horas y días de ausencia de su esposo, llevaban a la condesa hasta el extremo, tomando jóvenes amantes ocasionales en varios estados de Cheite. Se sabe que con algunos de ellos, a la edad de 15 años, Elizabeth Bathory tuvo una hija que poco se conoce acerca de ella.

Al igual que Cleopatra, Elizabeth Bathory tenia una gran obsesión por su apariencia física y una gran vanidad, el hecho de ver envejecer su piel y de no sentirse linda mas de una vez pensó en hacer rituales para devolverle la juventud; de allí que cuando conseguía una victima para sus siniestros rituales, Elizabeth Bathory se bañaba con su sangre. Creyendo tal vez que esta misma era la pócima de la juventud y que le devolvería la vida a su piel.

al vez el gatillo mas fuerte que lanzo al abominable ejercicio del satanismo sea la muerte de su esposo en 1600, allí Elizabeth Bathory dio rienda suelta a sus atrocidades. Lo primero que hizo es matar a su suegra colgándola de unos ganchos de carnicería en la cocina de su castillo; en muchos textos entregados a la guardia real hizo parecer que la misma había tomado la iniciativa de enviarla a otro país para encubrir su asesinato. Tras este suceso decidió torturar a todos los sirvientes del castillo en rituales sadistas, sin restricciones algunas; tanto con hombre y mujeres Elizabeth Bathory tenía relaciones sexuales que terminaban en torturas sanguinarias

semana a algún joven de la ciudad para usarlos en sus rituales macabros; solo pedía que estos jóvenes fueran vírgenes, ya que en la pureza sexual decía que se conservaba una sangre rejuvenecedora. Con la excusa de que trabajarían en el castillo junto con la condesa y ganarían monedas de oros, el mayordomo y Dhorka proveyeron de hermosas doncellas y hermosos caballeros durante varios años.

Su sed de sangre crecía cada días más y ya no le bastaba tan solo sirvientes, sus actos cada día eran más atroces, tanto era la sed de sangre que decidió tomar a jóvenes de la nobleza real para sus rituales; tanto era su obsesión que termino cegándose y cometiendo algunos actos de descuido. Al transcurso de varios años, casi 10, y de cometer tantos actos atroces hacia la nobleza, este mismo descuido llevo a que en toda la corte se corrieran rumores y actos de sospecha hacia ella hasta llegar a los oídos del emperador. Al mes siguiente el mismo emperador le pide al Conde Cuyorgy Thurzo que hiciera una investigación para llegar al fondo de todo.

Ya para el 30 de diciembre de 1610, el conde ordena una expedición al castillo de Cheite para logar así conseguir pruebas hacia ella, una de las guardias encargadas logra entrar en las oscuras paredes del castillo y ve un honorífico panorama en el patio; pues en su búsqueda encuentra a una sirvienta desangrándose en la fuente central. En el calabozo del castillo también encuentran a más de 50 cadáveres de jovencitas casi deshollinadas de su piel, también muchas de ellas torturadas pero todavía vivas, muchas de ellas en el Iron Madden, un ataúd con púas metálicas en la tapa y perforaciones en la parte exterior que es por donde salía la sangre.

Después de comprobada estas honoríficas matanzas el Conde decide condenarla a muerte en un juicio celebrado el 13 de marzo de 1611, en el también fueron condenados sus cuatros ayudantes mas fieles. Este juicio fue escrito y redactado por un escritor Húngaro el cual en estos momentos se mantienen en el museo nacional de Hungría como patrimonio de la humanidad, que por cierto bastante sanguinaria por esos días.

Ha recibido 2372 puntos

Vótalo:

Alexandra Romanov

12. Alexandra Romanov

Alejandra Fiódorovna Románova (nacida Victoria Alejandra Helena Luisa Beatriz de Hesse-Darmstadt), (*Darmstadt, 6 de junio de 1872 –† Ekaterimburgo, 17 de julio de 1918). Última emperatriz de Rusia antes de la Revolución de Octubre. A raíz del noviazgo de su hermana Isabel Fiódorovna con el... Ver mas
Alejandra Fiódorovna Románova (nacida Victoria Alejandra Helena Luisa Beatriz de Hesse-Darmstadt), (*Darmstadt, 6 de junio de 1872 –† Ekaterimburgo, 17 de julio de 1918). Última emperatriz de Rusia antes de la Revolución de Octubre.

A raíz del noviazgo de su hermana Isabel Fiódorovna con el gran duque Sergio Aleksándrovich de Rusia, fue como conoció al futuro Nicolás II, con quien estableció una sólida e intensa relación sentimental que culminó cuando contrajo nupcias el 26 de noviembre de 1894, muy poco después de la muerte del zar Alejandro III. La plebe rusa opinó que la nueva emperatriz había llegado detrás de un ataúd como un negro presagio.

Nicolás II se refería a Alix como Sunny, y ambos se profesaban un auténtico y abnegado amor. Prueba de esto es la abundante correspondencia que sobreviviría a la historia de los Romanov.

Su residencia de monarcas se fijó en el palacio construido por Catalina II, la Grande, Tsárskoye Seló, a 20 km de San Petersburgo, entre otras.

La pareja tuvo cinco hijos: Olga (1895–1918), Tatiana (1897–1918), María (1899–1918) y Anastasia (1901-1918), y el zarévich Alexis (1904-1918).

Al marchar su esposo al frente durante la Primera Guerra Mundial, asumió sola el gobierno efectivo de Rusia. No pudo hacer frente a las gestantes crisis sociales y culturales, los nombramientos ministeriales que realizó resultaron infructuosos, y su condición de alemana la hizo impopular. Se opuso tenazmente a la idea de dotar al país de un régimen constitucional. Su postura frontal iba en contra de las corrientes bolcheviques.

Al producirse la Revolución rusa en febrero de 1917, la Duma indujó a Nicolás II a su abdicación a despecho de Alix y fue confinada con su esposo y sus hijos en el palacio Alejandro, en Tsárskoye Seló, de donde salieron todos en agosto de ese año, con destino a Tobolsk, Siberia.

En la primavera del año siguiente fueron trasladados a la ciudad de Ekaterinburgo, donde fueron ejecutados en el sótano de la casa Ipátiev, en la madrugada del 17 de julio de 1918.

Después de la caída del régimen soviético, en la década del 90, sus restos fueron exhumados y sepultados con los de su esposo y tres de sus hijas en la catedral de San Pedro y San Pablo en San Petersburgo. Fue canonizada como mártir por la Iglesia Ortodoxa.

Ha recibido 2370 puntos

Vótalo:

Bienvenido

Con las Listas de 20minutos.es puedes crear tu propio top y leer y votar los del resto de usuarios. Ver más

Crear una nueva lista

Encuentra una lista al azar

Busca una lista

Conectados recientemente

Comentarios
Haz tu comentario aquí

© 2013-2016 - Listas de 20minutos.es | Ir a la versión móvil